Portinos – La tecnología en las instituciones educativas

    ¿Cómo el software de gestión se convirtió en una herramienta clave para administrar procesos estratégicos de la gestión educativa?

    Softland Argentina, compañía que desarrolla soluciones de negocios ERP, comparte su experiencia de gestión en al ámbito educativo y nos cuenta sobre la incorporación de nuevos clientes en el segmento.

    Durante las últimas décadas las instituciones educativas crecieron y se complejizaron cada vez más. Tanto escuelas como universidades ofrecen planes de estudio y servicios más completos que suponen mayores desafíos para su funcionamiento, lo que propone el doble reto de continuar ofreciendo un servicio de calidad sin perder de vista la optimización del funcionamiento de la institución académica.

    Este tipo de entidades abarcan desde escuelas primarias y jardines de infantes hasta universidades. Si bien son instituciones con diferentes características, comparten modalidades de funcionamiento y muchas veces se enfrentan a problemas similares relacionados a la administración de alumnos, planes de estudio y docentes.

    En este segmento, durante el 2014 Softland incorporó a la institución Don Bosco, organización cuya propuesta educacional es la más importante del país en cuanto a infraestructura, cantidad de alumnos y docentes. Cuenta con 96 casas salesianas, 479 parroquias y capillas, 146 centros de formación, 31 centros para niños y adolescentes en riesgo, 12 emprendimientos radiales, cuatro audiovisuales y cuatro museos, tres sellos editoriales, 14 librerías y tres imprentas.

    El colegio Don Bosco se suma al resto de clientes que Softland ya posee en el segmento educativo: Fundación Barceló, Colegio y Universidad San Andrés, Colegio Bosque del Plata, Jardín de Infantes Buen Molino, Colegio El Torreón, Colegio Jardín Platero, Crisol Colegio, Crisol Jardín de Infantes, El Buen Ayre, Colegio Los Molinos, Saint Brendan´s College, entre otros.